Brasil y el problema americano: Getulio Vargas, el varguismo... y Alfonso Reyes

El debate nº 41, con Sergio Abreu e Lima Florencio y Alberto Enríquez Perea, presentados por Ismael Carvallo.
 

Así como el México de hoy no se entiende sin el cardenismo, y, en el mismo sentido, Argentina no se entiende sin el peronismo, lo mismo podemos decir respecto del Brasil contemporáneo y el varguismo. En efecto, todo lo que hoy se aprecia en términos económicos, ideológicos y políticos de Brasil, desde un punto de vista histórico-estructural, es el resultado de la dialéctica constitutiva que, durante la primera mitad del siglo XX, gravitó alrededor de la figura fundamental de Getulio Vargas.

Y fue ocasión afortunada para México que precisamente en esos años verdaderamente decisivos, no fuera sino don Alfonso Reyes nuestro embajador en Brasil (de 1930 a 1936). Años decisivos para Brasil en efecto, y esclarecedores también para Reyes, pues fue así posible que, situado en una escala privilegiada para atisbar la dialéctica de Estados en su más alto grado de configuración problemática, que don Alfonso pudo darnos sus más lúcidos juicios en torno de los problemas concernientes a la alta política.

Alberto Enríquez Perea ha consagrado años de investigación a un libro fundamental: Alfonso Reyes en los albores del estado nuevo brasileño (1930-1936), editado recientemente por El Colegio Nacional. En este Debate de Plaza de Armas, conversamos tanto con Enríquez Perea como con el embajador de Barsil en México, don Sergio Abreu e Lima Florencio, sobre esta etapa verdaderamente medular, la de la configuración e implantación orgánica del varguismo brasileño, aprovechando el privilegio de contar con las impresiones y juicios de ese Alfonso Reyes hasta hoy desconocido para muchos: el Alfonso Reyes florentino.


Plaza de armaslas evocaciones requeridas   el debate   intervienen

Imprima esta página Avise a un amigo de esta página